Ruedas, guías y rodamientos de patines en línea



Las ruedas determinan la velocidad de los patines

A la hora de comprar patines, hay partes que son vitales para la velocidad como pueden ser las ruedas. Afortunadamente, también son partes sustituibles, con lo que cambiando las ruedas, muchas veces podremos sacar más partido de nuestros patines.

Factores de calidad decisivos de las ruedas

Hay algunos factores básicos que determinan el tipo de patinaje y que vienen marcados por las ruedas. Estos factores inciden en la calidad del deslizamiento, en la velocidad y en la duración de las ruedas y el tiempo que mantienen su perfil sin desgastarse. Esto último influye decisivamente en la calidad del patinaje, en la sensación de seguridad y estabilidad del patinador.
rueda_patin_1

  1. El diámetro de la rueda, o sea, su tamaño
  2. La dureza
  3. El material del que se compone la rueda
  4. El perfil de la rueda

Independientemente de la calidad de una rueda de patín, estos factores condicionan el estilo de patinaje.


Implicaciones del tamaño de las ruedas

El tamaño de las ruedas responde siempre al estilo de patinaje. Obviamente, se puede intentar hacer de todo con todo: Pero con patines especializados en un estilo concreto, algunas cosas serán más fáciles y más seguras.

El diámetro mide el tamaño de la rueda. Cuanto más grande sea la rueda, más velocidad se puede alcanzar con los patines, igual que ocurre sobre la bicicleta. Las ruedas grandes recorren más superficie en cada giro y esto no sólo las hace más rápidas sino resulta que es más fácil mantener la velocidad alcanzada con ruedas grandes que con ruedas pequeñas. Por esta razón los patines de velocidad tienen las ruedas grandes.

Por contra, cuanto más pequeña la rueda mejor se comporta en giros y cambios de dirección. Por eso todos los patines que se usan para realizar movimientos precisos tienen las ruedas pequeñas.

En el caso de los patines para slalom y conos, las ruedas además de permitir maniobrar necesitan mantener cierta velocidad sin volver a impulsarse, por eso no son excesivamente pequeñas sino tienen el tamaño de ruedas de fitnes.

Los patines agresivos tienen las ruedas más pequeñas porque no necesitan rodar tanto ni tán rápido, pero sí hace falta poder girar y cambiar de dirección de forma inmediata. Las ruedas pequeñas responden mucho mejor a cualquier movimiento del pie.

  • Para rampas, saltos y figuras se necesitan ruedas pequeñas entre 50mm  y 60 mm.
  • Para circular a velocidad de crucero con comodidad el tamaño habitual son ruedas de 74 a 90 mm.
  • Para velocidad las ruedas comienzan desde un tamaño de 76 mm hasta 100mm, pero 80 y 84 mm son aceptables. En algunas carreras se llegan a utilizar ruedas de 110 mm y más.
  • Para jugar al hockey se suelen utilizar ruedas pequeñas desde tamaños de 47mm, aunque hay muchos patiandores de hockey que juegan con ruedas de distintos tamaños en el mismo patín, llegando hasta los 80 mm.

En las tiendas se pueden comprar ruedas para patines en la franja de tamaños de 56mm hasta 125 mm.

Resumiendo:

  • Ruedas grandes – velocidad alta, menos maniobrabilidad, esfuerzo de arranque mayor
  • Ruedas pequeñas –  velocidad final menor, más maniobrabilidad, poco esfuerzo de arranque
  • Ruedas de tamaño medio: el punto ideal entre los dos extremos. 76-80mm, algo más rápidas con ruedas de 84 mm, yo las uso y me van bien.

Implicaciones de la dureza de las ruedas

ruedas de patines en linea
El tamaño y dureza de las ruedas suelen estar indicadas en la rueda mismo.

El segundo criterio importante de unas ruedas es la dureza. La dureza de la rueda determina no sólo la comodidad del patinaje sino también la velocidad, aunque no en la medida en la que influye el tamaño de las ruedas. Pero sobre todo, la dureza tiene mucho que ver con la vida útil de una rueda y su desgaste.

Relación entre dureza de la rueda y velocidad, comodidad y desgaste

La dureza de las ruedas a efectos prácticos se relaciona con el desgaste de la rueda, la adherencia al suelo y por tanto hasta cierto punto con la velocidad y maniobrabilidad.

Comodidad

La dureza tiene un efecto similar a la presión en las ruedas de una bici: cuanto más presión tengan mejor se circula por superficies lisas, pero también se notan todos los baches. En los patines pasa algo parecido: Sobre pistas ideales las ruedas duras son rápidas y cómodas. Al ser duras tienen menos adherencia al suelo y eso las hace veloces. Si el suelo es muy liso, como cemento pulido o madera, la rueda no tiene obstáculos y la sensación es cómoda.

Esto cambia en el momento en que el suelo ya no sea una superficie homogénea. Los carriles bici de asfalto y las carreteras (los arcenes) tienen superficies porosas en las que también hay gravilla, piedrecitas o pequeñas ramitas. Todos estos micro-baches se notan al patinar con ruedas duras. Si se patina por aceras con baldosas las ruedas duras te harán acordarte de todas y cada una de ellas, y no sólo por el ruido que hacen los patines.

Con ruedas blandas no sólo se amortigua el ruido de los patines al patinar por superficies problemáticas, también es más cómodo ya que el material blando amortigua las vibraciones y pequeños botes que da el patín al pasar por pequeños obstáculos.

Desgaste

Las ruedas blandas se desgastan antes por la mayor abrasión que sufren. Este desgaste puede acelerarse bastante si se utilizan técnicas de frenado que implican derrapes del patín contra el suelo, algo que quema bastante las ruedas. La rueda muy blanda deja marcas de frenado en el suelo, y todo eso son partículas de goma de la rueda. También se desgastan por el uso normal de patinar. Las ruedas blandas adquieren rápidamente un perfil afilado por un lado, que es cuando se cambian de posición.

desgaste rueda patin en línea
las ruedas de patines en línea se desgastan por un lado

Perfil

El perfil de una rueda puede ser más o menos redondo, perfilado o plano. El perfil influye en la adherencia y estabilidad de una rueda. Si el perfil es más plano, la rueda se comportará de una forma más estable. Sin embargo, cuanto más grande sea la superficie de la rueda en contacto con el suelo, más resistencia y adherencia y menos velocidad tendrá. Las ruedas de patines agresivos, que no buscan velocidad, suelen ser bastante planas o redondas. Al contrario por ejemplo que las ruedas para patines de velocidad, más perfiladas.

Dureza de las ruedas y estilos de patinaje

La dureza de las ruedas se mide con un medida DIN y se marca con la denominación Shore A: 76A es la medida para las ruedas más blandas y 90A tienen las ruedas más duras.

Esta medida normalmente está grabada en la parte de diseño de las ruedas.  Cuanto más bajo el número delante de la A, más blanda la rueda. La dureaza de las ruedas para patines de fitnes y velocidad está entre 78 A y 90 A.

Las ruedas para diferentes estilos de patinaje se elijen también en función de su dureza y de la superficie por la que se va a patinar:

  • Para velocidad se prefieren las ruedas más blandas y con menos resistencia o adherencia con una dureza de 82 A hasta 85 A.
  • En pista de patinaje para velocidad se utilizan ruedas de dureza 85 A hasta 90 A.
  •  Para uso recreativo, con patines de fitnes, se suelen usar ruedas de dureza 78 A hasta 83 A que permiten un deslizamiento suave.
  • Las ruedas para agresivo son más duras, de 90 A hasta 110 A.
  • Para patinaje alpino, en patines con bastones, que a menudo se realizan sobre suelo húmedo, se usan ruedas blandas entre 73 A y 85 A.
  • Para ruedas más grandes sobre calzada se recomiendan algo más blandas, de 82 A hasta 88 A. Y sobre pista de patinaje o circuito cerrado con ruedas de 85 A y 90 A se va divino por la adeherencia y suavidad que tienen.
  • Para jugar al hockey se suele recomendar durezas de 72 A en recinto cerrado y de 86 A para recintos abiertos (cemento).

Materiales de ruedas de patines

Actualmente la mayoría de ruedas se fabrican con Poliuretano, o PU. Se trata de unas resinas artificiales que mitigan el ruido. También hay ruedas de plástico, bastante más ruidosas y poco recomendables, aunque se trate de patines para niños. No sólo son ruidosas sino que se patina con dificultad. Son más bien para patines de juguete que para patines para patinar.

El papel de las guías en el cambio de tamaño de rueda

Para cambiar a ruedas de diferente tamaño es necesario que la guía del patín tenga el tamaño necesario para ello. Normalmente en la guía está grabado el tamaño máximo que soporta, con lo que al comprar unos patines sabemos si se podrán poner ruedas más grandes en esa guía o no. Si p.ej. tenemos ruedas de 76 mm y la guía indica max 78mm, sólo podremos usar ruedas hasta un diámetro de 78mm.

Para patinar con trucos y saltos, las ruedas tienen que soportar impactos de mucho peso y los patines tienen que ser muy estables y robustos. Las guías para este tipo de patines son muy robustas y se usan con ruedas muy pequeñas. Esto las hace muy versátiles y permiten girar en radios muy pequeños. El diámetro de las ruedas es de 54 y 60mm.

La mayoría de tiendas ofrecen patines ya montados con la configuración óptima para un cierto estilo de patinaje. Pero también hay opción de configurarse un patín a gusto, previendo posibles cambios. Si te gusta hacer rutas largas y también trucos y figuras, es posible que quieras cambiar de tamaño de rueda según la temporada. En ese caso conviene elegir una guía universal que se adapte a los cambios de rueda. Muchas tiendas especializadas permiten comprar patines configurados a gusto del comprador. Con un buen asesoramiento se pueden personalizar los patines para cambiar de estilo fácilmente, ya que cambiar las ruedas es cuestión de media hora.

Para cambiar entre patines para trucos y patines para velocidad hay que tener en cuenta el tamaño grande de las ruedas de velocidad. Para esto se requieren guías largas y muy duras, que no tengan demasiada elasticidad. Tienen que ser largas para que quepan las ruedas grandes y duras para transmitir la presión.

Teóricamente se pueden montar ruedas de velocidad en un patín de agresivo, pero en la práctica no tiene mucho sentido. Lo que sí se puede considerar es montar ruedas de velocidad en patines de fitnes o freestyle, por ejemplo cuando se quiere correr una maratón pero normalmente se patine con conos.

Los rodamientos son el alma de las ruedas

Junto con las ruedas, los rodamientos son los responsables de que el patín se deslice de forma óptima. No tiene mucho secreto el asunto: cada rueda tiene dos rodamientos, pequeñas piezas redondas de metal con un agujero central, incrustadas en el centro de la rueda. Están separadas por un pequeño cilindro llamado separador. El eje que sujeta las ruedas pasa por dentro de la rueda, atravesando el centro de los rodamientos y por dentro del cilindro separador. Las ruedas giran alrededor de los ejes, que son tornillo atornillados a la guía de metal.

rodamiento ruedas patines
Los rodamientos están en el centro de la rueda

Existen rodamientos cerrados, con dos tapitas de metal, que se denominan ZZ.

También los hay medio cerrados, con sólo una tapa, que se marcan con Z.

Estos se abren fácilmente para limpiarlos, pero también entra más mugre.

Los rodamientos tipo ZZ son más resistentes al polvo y la humedad y los herméticos se denominan “2RS. Aquí las tapas de metal tienen un aislante de goma. Aún así no se puede impedir totalmente la humedad.

Para quien patine mucho en zonas húmedas o lluviosas pueden venir a mano rodemientos de acero inoxidable.

En cuanto al tamaño de los rodamientos, hay dos tipos: los 608 y 688. El estándar es el 608.

En el ámbito del patinaje en línea se utilizan sobre todo dos tamaños de rodamientos: unos algo más grandes y los más usados que se llaman 608 por sus medidas (diámetro interior 8mm, exterior 22mm y ancho de 7mm) y otros llamados microrodamientos con al cifra 688 (diámetro interior de 8mm, exterior de 16mm y ancho de 5mm).

El tamaño normal para patines es el 608. Antes se utilizaban también mucho los 688, pero ahora ya casi sólo los encontramos en algunos patines de velocidad. Son rodamientos más pequeños que posibilitan algo más de aceleración. Pero con al tendencia hacia ruedas más grandes, eso ya no tiene relevancia. Son además más sensibles a suciedad y humedad y por ello no aportan ninguna ventaja sustancial.

El material de los rodamientos suele ser acero cromado. Los hay de titanio y hasta de cerámica, pero son muy caros.

Factores de calidad en los rodamientos: El mito del ABEC

rodamiento patines
Rodamiento de patines en linea

La calidad de los rodamientos se suele señalar con la escala ABEC, que es un acrónimo para Annular Bearing Engineering Comitee, una especie de comité de estándares para ingeniería de rodamientos de Estados Unidos. Esto es una clasificación industrial, ya que rodamientos hay para toda clase de objetos, no solo para patines. Las calidades de rodamientos industriales se especifican de forma ascendente por ABEC 1, ABEC 3, ABEC 5, ABEC 7, ABEC 9, ABEC 10 hasta ABEC 11.

La mayoría de patines en línea se venden con rodamientos tipo ABEC 3 y ABEC 5. Los patines de velocidad a veces también se venden con rodamientos del tamaño 688 de estándar ABEC 6 y ABEC 9.

Aunque estas denominaciones provienen del uso industrial, los rodamientos para patines en línea se venden bajo la misma clasificación. Esto significa que siempre se pueden comprar rodamientos estándar para patines tanto en tiendas de patines como en almacenes industriales que no tienen anda que ver con el patinaje. La excepción son los rodamientos de cerámica, que son muy caros y se fabrican con componentes cerámicos y sin ningún lubricante.

Muchas gente piensa que la calidad de los rodamientos viene indicada por la denominación ABEC y por ello que un juego de rodamientos ABEC 9 es mejor que uno de ABEC 5. En realidad, el ABEC es un estándar referente a las tolerancias en la fabricación.

El ABEC se refiere a la calidad de la medición de las tolerancias. ABEC  1 significa una tolerancia de 0,008 mm, ABEC 3 tolerancia de 0,007 mm y así hasta AEBC 11 que tiene una tolerancia de 0,002 mm. Los milímetros se refieren a la tolerancia de precisión en la fabricación e indica la desviación máxima que se tolera en un proceso de calidad.

Si hay un proceso de calidad óptimo en una fábrica, un rodamiento tipo ABEC 5 es igual de bueno que un ABEC 9, ya que si las bolas serán todas de buena calidad si el proceso de fabricación es bueno.. El ABEC sólo indica cuándo salta la alarma ante un fallo. Aún así, un ABEC alto limita los fallos de fabricación, siempre y cuando realmente se cumpla realmente. Y eso depende de la supervisión de la calidad.

La medida ABEC no dice nada acerca de la vide útil y robustez de un rodamiento, tampoco dice nada sobre la calidad del rodaje, o sea, de si ruedan mejor o peor. Dice algo sobre la calidad del material, y eso puede influir positivamente en en patinaje. Si los rodamientos están bien engrasados y herméticamente cerrados, durarán más y rodarán mejor, independientemente de que sean ABEC 5 o ABEC 9.

El indicio de calidad para patines será más bien la calidad de la marca. Hay rodamientos que se sabe que tienen calidades muy buenas, como rodamientos Twincam, SKF, HTB, BSB o FAG. Un Twincam de ABEC 5 es seguramente más fiable que un marca blanca sin garantías donde ponga ABEC 7.

Por eso, auque el ABEC se utiliza como referente, puede ser más fiable la opinión del conjunto de patinadores cuando se decantan por cierto tipo de rodamientos que el ABEC que ponga en la tapa.

Robustez de los rodamientos

También hay que decir que cuanto más alto sea el estándar de calidad, más sensibles serán las bolas dentro de unos rodamientos respecto a la suciedad. También las bolas más grandes o con menor tolerancia ocupan más espacio y dejan menos espacio de movimiento para partículas de suciedad o polvo, cuyo movimiento es lo que hace chirriar las ruedas.

Los rodamientos de cerámica son quizá los mejores, aunque también son los más caros. A cambio, casi no requieren de mantenimiento porque no hace falta engrasarlos ni añadir lubricante para que rueden bien.

Los rodamientos ILQ se introdujeron hace pocos años como estándar para rodamientos. En vez de siete bolas tienen seis. Al patinar realmente no se nota la diferencia. Respecto al número de bolas, se han metido hasta once en un rodamiento sin que la diferencia haya sido notable. La ventaja de rodamientos ILQ es que son muy robustos. En la práctica, el que unos rodamientos sean ABEC o ILQ realmente da igual, siempre que rueden bien.

Para uso recreacional normal y corriente, con unos ILQ 5 o 7 o unos ABEC 5 o ABEC 7 vamos bien servidos. Si se quiere gastar, pues ILQ / ABEC 9. Pero lo importante son las marcas de los fabricantes, que es lo que realmente garantiza la homogenidad de las bolas y el cuidado en su fabricación. Porque no es lo mismo un rodamiento en la rueda de un carrito de compra que un patin en línea.

Por otra parteo, si damos un trato duro a los patines, patinando sobre superficies húmedas, embarradas y los exponemos a muchos impactos por saltos, golpes y demás, la clasificación ABEC no servirá de mucho, ya que esta numeración no tiene en cuenta la vida real de un patin.

Los rodamientos necesitan un tiempo de rodaje para rodar bien

Para que un set de rodamientos realmente de lo mejor de sí, tiene que tener cierto uso. A partir de unas decenas de kilómetros de uso sobre patines es cuando desarrollan su verdadero potencial, porque la grasa del lubricante necesita calor para dilatarse y facilitar el movimiento de las ruedas. Por eso a veces al patinar parece que el patín no empieza a tirar hasta un buen rato, eso pasa cuando la grasa de los rodamientos se expande por el calor.

Mantenimiento de rodamientos

En general, los rodamientos vienen cerrados por ambos lados y no requieren mucho mantenimiento ni limpieza. Esto los predestina para el patinaje, porque permiten alcanzar velocidades realmente altas.

rodamiento para rueda de patines en linea
Rodamiento para una rueda de patines en linea. Este rodamiento lleva una tapa diferente en cada lado. La tapa interior se abre mejro y sirve para sacar las bolas y limpiarlas fácilmente.

Pero aún así se estropean con el uso. El mayor problema de los rodamientos en patines en línea proviene de patinar por charcos y superficies mojadas. El movimiento de las ruedas hace que salpique agua sobre guías, ejes y rodamientos. Esta agua se puede filtrar hacia dentro a través de las ranuras de cierre, aunque el rodamiento sea de tapa cerrada. El agua provoca oxidación y con el tiempo las partículas oxidadas que se desprenden de las bolas provocanabrasión en la superficie de las bolas, con lo cual los rodamientos dejan de rodar con suavidad y lo notamos en que “los patines no tiran”. Cuando se oyen ruidos chirriantes en las ruedas, es el sonido de las virutas de metal dentro del rodamiento y un indicio de que ya están muy deteriorados.

Hay rodamientos antioxidantes, pero tienen menos resistencia mecánica a impactos fuertes y por eso no son recomendables en patines a los que se da un trote duro.

Muchos patinadores “limpian” los rodamientos, sobre todo después de patinar por zonas húmedas. Abren los rodamientos, sacan las bolas y las limpian con lubricantes que conocemos del sector automovilístico. Son sustancias baratas, duraderas e impermeables.

Después vuelven a engrasar las bolas con aceites especiales, antes de cerrar el rodamiento. Como la típica grasa de rodamiento industrial necesita entrar en calor para que las bolas rueden bien, muchos patinadores eligen rodamientos engrasados con aceite. Gracias al aceite, las bolas reaccionan mejor y responden más rápidamente que los rodamientos engrasados con grasa industrial. Estos aceites son específicos para patinaje de velocidad, que es donde realmente interesa sacar todo el partido posible a la rueda. Hay soluciones tipo gel, pero no llegan a alcanzar la suavidad de los aceites.

La desventaja de este tipo de limpieza es que “se pierde aceite” en el sentido literal de la palabra: Los rodamientos engrasados por aceite pierden aceite por el efecto centrifugador del movimiento. Por muy bien cerrados que estén, siempre se pierde algo de aceite y hay que volver a engrasarlos o limpiarlos a fondo.

Limpiar los rodamientos es algo para manitas del patín
Limpiar los rodamientos es algo para manitas del patín

Entre nosotras, limpiar rodamientos es una terapia ocupacional más que otra cosa.

Si no se trata de piezas realmente caras y valiosas, comprándo un juego nuevo ahorraremos bastante tiempo.

Otra cosa es que en tiempos de crisis prefiramos gastar el dinero en otra cosa.

Los precios andan entre 14-15 € por un pack de 8 rodamientos ABEC 5 (necesitamos 1 pack por patin) hasta los 180 € que cuesta un set de 20 rodamientos de cerámica, pasando por unos 50 € que cuesta un set de 16 de rodamientos de titanio de SEBA. Un set completo para un par de patines requiere 16 rodamientos.